Buscar
22:49h. Miércoles, 22 de Noviembre de 2017

@INFOCANIBAL

Las petroleras YPF, Total y Pampa Energía controlan un 57,9% en la superficie de Vaca Muerta,

La mayor formación de recursos no convencionales fuera de Estados Unidos, al menos desde lo territorial, está controlada por apenas tres operadoras, precisó la Subsecretaría de Energía, Minería e Hidrocarburos de Neuquén a través de un informe.

56a0ac11eea60_760x506
56a0ac11eea60_760x506

YPF, empresa cuya mayoría accionaria le pertenece al Estado nacional, posee –por intermedio de su subsidiaria Y-Sur– un 32,6% de las tierras en cuestión.

Total, firma de origen francés (Total) cuenta con un 13,1% del territorio, mientras que en el tercer puesto se ubica Pampa Energía, petrolera del Grupo Mindlin que, tras adquirir los activos de Petrobras (e incluyendo las operaciones de Entre Lomas), logró acceder a un 12,2% de la superficie de Vaca Muerta.
En cuarto y quinto lugar se posicionan Pluspetrol, con un 8,2%, y Oilstone, con un 5,1%.

El 28,8% restante se distribuye entre otras 12 organizaciones, algunas de las cuales son gigantes de la talla de Exxon, Shell, Chevron o el Grupo Techint.
El reporte de la Subsecretaría de Hidrocarburos neuquina, que depende del Ministerio de Energía, Servicios Públicos y Recursos Naturales a nivel provincial, sólo toma en cuenta el territorio concesionado por operador, independientemente de su participación en los contratos.

Un estudio de IHS Markit estimó el nivel de inversiones que las operadoras con áreas concesionadas en Vaca Muerta deberán desplegar para promover el desarrollo a gran escala de sus recursos hidrocarburíferos no convencionales.
Según la consultora, el megayacimiento tiene potencial para generar aproximadamente 560.000 barriles diarios de petróleo equivalente y 6.000 millones de pies cúbicos de gas por día para el año 2040.

De alcanzar esos volúmenes, la Argentina podría disminuir drásticamente su dependencia a las importaciones de hidrocarburos e incluso volver a tener saldos exportables.
No obstante, el trabajo de IHS advierte que para que ello sea posible se precisarán inversiones por al menos u$s 8.000 millones anuales sólo en materia de perforación y completamiento.

Denominado “Vaca Muerta Insight: Supply Scenarios for Argentina’s Energy Future”, el estudio calificó a la formación como una de las “súper cuencas” más prometedoras del mundo, aunque remarca que su puesta en valor deberá contar inexorablemente con una garantía continua de un entorno empresarial estable por parte de las autoridades.